Por favor espere... Los resultados de su búsqueda se mostrarán a continuación.
Los nuevos servicios de Cardiología evitan 163 traslados a Barcelona

Cardiología

Los nuevos servicios de Cardiología evitan 163 traslados a Barcelona

Edita: David Martinez Lleida 06/oct/2015

La Unidad de Insuficiencia Cardíaca de Lleida analiza la actividad y resultados después de 5 años de funcionamiento y más de 600 pacientes atendidos. Colaboran transversalmente los Servicios de Cardiología y Medicina Interna del Arnau de Vilanova y el Hospital de Santa María y los centros de atención primaria.

El servicio de Cardiología del hospital Arnau de Vilanova ha evitado en lo que llevamos de año un total e 163 traslados de pacientes a Barcelona gracias a la incorporación de una consulta monográfica de cardiopatías congénitas en enero y a la ampliación el 16 febrero del servicio de Hemodinámica a 24 horas al día, (hasta entonces abría 12 horas). La nueva consulta ha atendido en los últimos 8 meses un total de 102 pacientes, que en otras circunstancias hubieran sido visitados en el hospital Vall d’Hebron de Barcelona. El jefe de Cardiología, Fernando Worner, explicó que un especialista de Lleida, formado en esta “superespecialidad” atiende a los pacientes con estas patologías y destacó que trabaja de manera coordinada con médicos de Vall d’Hebron. Por otra parte, desde que se amplió la unidad de Hemodinámica (de de 20.00 a 8.00 h.), el Arnau ha atendido 62 infartos agudos de miocardio en horario nocturno.

HEMODINÁMICA

La ampliación de esta unidad atiende a más pacientes de los previstos inicialmente

Esta cifra es superior a la prevista inicialmente de unos 80 anuales. Si se mantiene la tendencia, se superará el centenar de procedimientos durante el primer año de funcionamiento.

Evitar a los pacientes visitas a hospitales de Barcelona como Vall d’Hebron o el Germans Trias i Pujol (Can Ruti de Badalona), sigue siendo un reto para el hospital, por lo que tiene previsto poner en marcha nuevas prestaciones y unidades entre finales de año y principios del próximo año.

Worner hizo ayer balance de las actuaciones de su servicio con motivo del día del corazón, que se celebra hoy. Destacó que la unidad de insuficiencia cardíaca ha atendido a un total de 620 pacientes desde que se puso en marcha en 2010, es decir 124 al año. Worner subrayó que el funcionamiento de esta unidad se ha traducido en “una reducción del número de visitas a Urgencias y también de ingresos hospitalarios”.

Las claves

Consulta de cardiopatías congénitas

La consulta de cardiopatías congénitas se puso en marcha en enero y evita que los pacientes con estas patologías deban ser derivados a Barcelona en cuanto hay un indicio de complicación. Un cardiólogo del Arnau está formado en esta “superespecialidad” y ha atendido ya a 102 enfermos.

Hemodinámica 24 horas

Desde la ampliación del servicio de Hemodinámica a 24 horas al día, se han atendido en Lleida 61 infartos agudos de miocardio en horario nocturno, cifra superior a la previsión inicial, que era de 80 anuales.

Novedades

El Arnau prevé implementar a finales de este año o principios del siguiente una unidad de rehabilitación y prevención cardiovascular, una consulta de miocardiopatía hipertrófica y espera poder hacer todas las resonancias cardiacas en Lleida.

El Arnau prevé incorporar nuevas técnicas y consultas el próximo año

ESPECIALIZACIÓN

El Arnau amplía su oferta de consultas especializadas de patologías cardiacas

El Arnau de Vilanova está desarrollando ya una unidad de rehabilitación y prevención secundaria cardiovascular, que permitirá “hacer un seguimiento más exhaustivo del estilo de vida y de los tratamientos de los enfermos con cardiopatías” según el jefe de Cardiología del hospital, Fernando Worner, que añadió que “ya hay enfermeras que trabajan con los pacientes, haciéndoles un seguimiento y dándoles consejos y estamos desarrollando una unidad donde poder llevar a cabo la parte de rehabi litación física”.

Otra de las novedades previstas para finales de este año o principios del próximo consistirá en poder llevar a cabo todas las resonancias cardiacas en Lleida, ya que la mayoría deben hacerse ahora en Barcelona.

“Ahora debemos derivar al enfermo al hospital de Can Ruti, y lo cierto es que para evitar la molestia se hacen menos cardioresonancias de las que se deberían hacer”, dijo Worner.

Por otra parte, también se prevé abrir en pocos meses una consulta de miocardiopatía hipertrófica, que según Worner va en la línea de “poder ofrecer visitas especializadas a pacientes con estas patologías en el territorio” y añadió que “se trata de una enfermedad muy extendida”.

Fuente: Diari Segre (29/09/2015)

Noticias relacionadas