Por favor espere... Los resultados de su búsqueda se mostrarán a continuación.

Alergología

El Santa Maria incorpora en Alergología la picadura controlada de abeja

Edita: David Martinez Lleida 27/sep/2009

La unidad ha tratado a dos pacientes este año con esta técnica pionera en Lleida.

La Unitat d’Al·lèrgies del Hospital Santa Maria de Lleida ha experimentado, en dos pacientes distintos, un nuevo tratamiento para las alergias provocadas por las picaduras de abeja. En ambos casos, el procedimiento tenía como objetivo ver si el paciente se había inmunizado a las picaduras después de un tratamiento con vacunas.

Para llevar a cabo el procedimiento médico, los pacientes ingresaron en la Unidad de Cuidados Intensivos con una abeja que les picó para ver cómo reaccionaba. El tratamiento, pionero en Lleida, se lleva haciendo ya en otros hospitales catalanes, tal y como explicó el coordinador de Alergología del Hospital Santa Maria de Lleida, el doctor Lluís Marqués.

Este tratamiento es una de las dos novedades que ha incorporado la unidad este año. La segunda, se ha fraguado en colaboración con el Hospital Arnau de Vilanova y, más concretamente, con la Unitat de Malalties Coronàries. En este caso, que también ha requerido un ingreso del paciente, se ha inmunizado a un paciente alérgico a un medicamento en concreto. La necesidad de que el paciente tomara un analgésico ha motivado un tratamiento de inmunización en el que el fármaco se iba administrando en pequeñas dosis hasta que el paciente consiguió tolerarlo, explica Marqués.

En este sentido, es necesario destacar que desde la unidad se ha detectado, durante los últimos años, un aumento de consultas en relación a las afecciones respiratorias y de las alergias a los medicamentos.

La unidad de alergias del Santa Maria trata, en la época otoñal, un tercio de los pacientes que llegan a las consultas para tratar sus alergias. El resto es tratado en la época primaveral, cuando el fenómeno alérgico se agrava debido a la floración.

Desde principios de año y hasta el 31 de agosto, se han tratado en el centro sanitario 3.586 personas alérgicas, lo que supone una media de unas 500 visitas al mes, a las que se debe sumar la administración de 250 vacunas para las personas con tratamientos de inmunización.

Pese a que es en los meses de primavera cuando más sufren los alérgicos, el doctor destacó que en otoño también se producen repuntes importantes de algunas alergias, sobre todo las relacionadas con los ácaros y con los hongos. En este caso, el aumento de la humedad, sumado al descenso de las temperaturas, provoca que las alergias se disparen, sobre todo las que provocan complicaciones como el asma.

Finalmente, el doctor alertó de la incidencia que el tabaco tiene sobre los pacientes asmáticos, debido a que el 90% del total de pacientes asmáticos desarrollan una bronquitis secundaria al tabaco cuando fuman.

El Dr. Marquès forma parte del cuadro de facultativos de Avantmèdic.

Fuente: www.lamanyana.es

Noticias relacionadas